lunes, 14 de noviembre de 2016

Critica: PRINCESAS ROTAS por Sandra Paul



Una desopilante tragicomedia musical sobre temas serios si los hay, el trabajo esclavo, la violencia de género e intrafamiliar, la sexualidad y las nuevas formas de familia.
Cinco mujeres que, a bordo de un barco donde funciona un taller clandestino que confecciona disfraces de princesas, zarpan en un viaje de ida sin el Capitán (Beto) al mando y con conflictos individuales  que se irán develando a lo largo de la trama.
Esta propuesta nos recuerda el grotesco criollo discepoliano, una exhibición de la obscenidad de una realidad patética y dolorosa.
Brillantes actuaciones y una puesta en escena realista con recursos técnicos acertados (vídeos, musicalización, efectos lumínicos y sonoros) que aportan modernidad y dinamismo.
Una obra muy recomendable en estos tiempos de niunamenos.
SANDRA PAUL







No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada